DNSSEC

DNSSEC, que significa Sistema de Nombres de Dominio Seguro (Domain Name System Security Extensions), es una extensión del protocolo DNS (Sistema de Nombres de Dominio) que proporciona seguridad adicional a las consultas DNS y ayuda a prevenir ataques de envenenamiento de caché y suplantación de identidad.

El DNS es el sistema que se utiliza para traducir los nombres de dominio legibles por humanos, como "google.com", en direcciones IP numéricas que las computadoras pueden entender. Sin embargo, el DNS tradicional no proporciona mecanismos de seguridad para garantizar la autenticidad e integridad de las respuestas DNS.

DNSSEC soluciona este problema mediante la adición de firmas digitales a las respuestas DNS. Estas firmas digitales se generan utilizando criptografía de clave pública y se almacenan en registros DNS especiales llamados registros de firma (RRSIG). Cuando un cliente realiza una consulta DNS, puede verificar la firma digital utilizando la clave pública del servidor DNS autorizado. Si la firma es válida, el cliente puede confiar en la respuesta DNS como auténtica y no modificada.

Además de los registros de firma, DNSSEC también utiliza otros registros especiales, como los registros de clave pública (DNSKEY) y los registros de autenticación de clave (DS), para establecer una cadena de confianza desde la zona raíz del DNS hasta el dominio específico consultado.

La implementación de DNSSEC proporciona varios beneficios, incluyendo:

  1. Autenticación de datos DNS: DNSSEC garantiza que las respuestas DNS provengan de fuentes confiables y no hayan sido modificadas en tránsito.
  2. Protección contra envenenamiento de caché: DNSSEC ayuda a prevenir ataques de envenenamiento de caché, donde un atacante falsifica respuestas DNS para redirigir a los usuarios a sitios web maliciosos.
  3. Protección contra suplantación de identidad: DNSSEC ayuda a prevenir ataques de suplantación de identidad, donde un atacante se hace pasar por un servidor DNS legítimo para interceptar y modificar las consultas DNS.

Es importante tener en cuenta que tanto el servidor DNS que proporciona la respuesta como el cliente DNS que realiza la consulta deben admitir DNSSEC para que la seguridad sea efectiva. Además, la implementación de DNSSEC puede requerir configuraciones adicionales y actualizaciones en los servidores DNS y en los registros de zona.

En resumen, DNSSEC es una extensión del protocolo DNS que proporciona seguridad adicional a las consultas DNS, ayudando a prevenir ataques de envenenamiento de caché y suplantación de identidad. Su implementación garantiza la autenticidad e integridad de las respuestas DNS, brindando una capa adicional de seguridad en la infraestructura de Internet.

Cristian Uc 14 de febrero de 2024
Compartir
Etiquetas
Archivar
Plesk